domingo, 5 de junio de 2016

ASCO: LA PELOTA ESTÁ LLENA DE MIERDA

Hoy abrí Tiempo Argentino mientras tomaba un café y lo primero que vi fue esta foto:
...
...
No he podido todavía a esta hora superar el asco profundo que me causó. Asco porque los tipos de la foto parecen (o son) personajes mafiosos celebrando vaya uno a saber qué. Asco por la pose desembozada de Angelici exponiendo al estilo Scarface una medalla al cuello con la camisa abierta. Asco porque con ínfulas PRO quieren convertir al fútbol en una sociedad anónima que les consiga unos mangos más y una cuota de poder más. Asco porque la nota informa que Angelici es otro de los que cogobierna. Asco porque el mundillo del fútbol ha culminado su degradación y está a punto de coronarla con una hazaña más, esto es, cagarse en la existencia de otros clubes que no sean los llamados "grandes". Asco porque convocaron para que los "asesorara" a un español que funde clubes, y que ayudó a consolidar la liga más desigual del planeta. Asco en fin, porque esta foto es la metáfora de un país en picada libre en donde los tipos como Angelici controlan la "justicia" y Tinelli el "alma". Asco porque ese país no es el que quiero. Asco porque veo tantas manos pasivas o aplaudiendo la desintegración paulatina del país en donde vivo. Asco. Asco. Asco.
Bien haríamos los que aún tenemos cierto gusto por el fútbol retirándoles el apoyo que significa ver o escuchar un partido, comprar "merchandising" deportivo, consumir programas de radio, de televisión, diarios o revistas que hablen de fútbol. Sacarles el banquito sobre el que estos nefastos personajes contruyen su poder. Dejarlos que se queden con un "fútbol privatizado" para que se lo tengan que perder propiamente en el culo.
Lástima que eso no va a pasar, porque apenas uno aborda el tema del "fulbo" el marote abandona los cauces racionales y apela a una fe ramplona, ciega y autocomplaciente. Pocos tipos pudieron sobrepasar la ingenuidad del fanatismo para adentrarse en el laberinto de poder que rodea al fútbol. Uno de ellos fue Dante Panzeri. Pero se murió. Y no hay muchos que hayan seguido su ejemplo. Y eso también me da asco.

3 comentarios:

Adrian Anido dijo...

Tristeza porque la mayoría de la gente no quiere o no puede darse cuenta.

Dormidano dijo...

Adrián:
Creo que son más los que no quieren darse cuenta, porque en otros rubros son retepiolas, pero en éste, se morfan los mocos.

ram dijo...

La verdad, Dormi, es que este asunto podrá parecerle asqueroso pero no es ninguna novedad ni nada distinto a lo observable en esta ladriceocracia amarilla, ¿acaso estos tipos no usaron EXITOSAMENTE, una comunicación basada en lo emocional, en lo irracional de nuestra gente?, el fútbol, podía escapárseles?.
Claro, uno es de Boca o River, o Estudiantes o..... de algo, no importa qué, pero casi invariablemente está CONTRA otros... es asquerosamente irracional, pero, mirado desde esos ojitos garcas, un filón fantástico para hacer guita, negocios y manijear a los peorcitos; bueno, en éso están.