jueves, 4 de abril de 2013

"ERROR DE COMUNICACIÓN"

Asi que "error de comunicación". Se ve que el modelo caradura está de moda. Lo mismo que señalamos con una torpe ironía en el día de ayer: es mucho mejor no dar excusas, tanto en el caso de Bruera hoy como en el de Macri ayer. Más que nada porque las excusas son peores (si es que eso es posible) que las acciones u omisiones. Los dos, Bruera y Macri, si bien no podían evitar el aluvión estaban al tanto de las alertas y tendrían que haber emprendido el regreso apenas tomaron conocimiento de la situación que podía desatarse. No estaban. Los dos andaban de joda (si si, todos tienen derecho a descansar, pero contale eso a los que se quedaron sin nada, ni siquiera con un techo para dormir, a los que perdieron a sus seres queridos mientras quienes deben ocuparse de los asuntos públicos tomaban sol en Brasil), ninguno estaba en su puesto cuando ocurría el aluvión. Incluso Bruera, que tuvo el aviso de lo ocurrido en Capital Federal, podría haber vuelto antes teniendo en cuenta la tendencia de las lluvias y el alerta que regía para la zona. Pero no. Eso no pasó.
¿Acaso hay que explicarles a los dos cuáles son las responsabilidades que asumieron? ¿No están al tanto de que su posición los obliga a estar alertas, preparados, aunque estén de vacaciones y tengan que volver de ellas dada la coyuntura?
Lo menos que uno les puede pedir en vista de la tragedia que los envuelve es que se queden piolas, que no hablen, que laburen con la cabeza gacha sin decir esta boca es mía. Que muestren aunque sea un poco de respeto por los muertos. Por los muertos que sus ausencias, las de antes y las de ahora, promueven.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Segun 679 no es lo mismo, en CABA es culpa de Macri y en La Plata un "desastre climático"

Dormidano dijo...

Anónimo:
Sostengo lo dicho en el post. Los dos casos son iguales de reprobables. Y también sostengo los dichos del post de ayer acerca de la imprevisión ante estos eventos, imprevisión que es nada más y nada menos que la suma de muchos brasiles, caribes y europas multiplicados por incapacidad y miopía electoral y política.
No me interesa, repito, no me interesa que alguien establezca esa distinción que no es tal. La previsión es previsión porque se anticipa a los probables eventos, los que están ubicados en el probable abanico de cosas que pueden pasar. O sea, es improbable un alud de nieve en CABA y La Plata. Pero un aluvión es una probabilidad y hay que tener la capacidad de anticiparse con obras y planes de emergencia para responder ante un desborde como el ocurrido.
No es éste el quiosco para indicar que miramos con un solo y pobre ojo tuerto.

Daniel dijo...

Si fuera Bruera haría un pozo de 10 mil metros y me metería (entre otras cosas, allí no se puede tuitear) for ever.

Dormidano dijo...

Daniel:
Ud. no podría ser Bruera porque Ud. tiene algo que Bruera desconoce: moral.