lunes, 15 de octubre de 2012

PREMIO NOBEL A LA RELIGIÓN DE MERCADO

Cuando uno lee lo que "premiaron" con el Nobel de Economía advierte lo lejos que estamos de superar la teología de mercado. Y también comprende lo mucho que habrá que laburar para desterrar mitos tan absurdos como "la ley de la oferta y la demanda" o "la optimización de las asignaciones entre oferta y demanda" cuya pretensión es "a partir de la teoría de los juegos cooperativos, Shapley estudió y comparó distintos métodos de emparejamiento para lograr asignaciones estables, desarrollando varias herramientas específicas, en particular el denominado algoritmo de Gale-Shapley. Los métodos diseñados por Shapley limitan los motivos de los agentes para manipular el proceso de emparejamiento, aparte de lograr siempre una asignación estable.".
Pero no contentos con pensar que la matematización es una panacea, también sin decirlo postulan que la economía es como es y más que nada hay que entenderla. A lo sumo inventarse un "método" para optimizar las asignaciones.
Lo que pasa es bien otra cosa y si no quieren verlo los señores académicos es por su ceguera teórica o sus opciones políticas que se fundan en el axioma del mercado todopoderoso, o sea, teología ramplona y simplista, a pesar de los vericuetos algebráicos.
Y encima "tomando como base el algoritmo de Gale-Shapley, al que introdujo distintas modificaciones, Roth rediseñó con éxito los métodos usados por instituciones para emparejar por ejemplo a médicos con hospitales, estudiantes con escuelas o donantes de órganos con pacientes que necesitan un trasplante."
Una delicia.
Pensar que pueden matematizar motivos, obtener un algoritmo que los combine más o menos, y que como resultado "optimizarán las asignaciones entre oferta y demanda". ¿Me están cargando? Eso sacan estos tipos por pensar que los axiomas son verdades reveladas. Hay demasiadas concepciones que estos señores dan por hechas. La discusión no es cómo funcionan. La verdadera controversia, la más profunda y necesaria es si las cosas son como los pibes estos creen que son, cosa que está antes de "estudiar" cómo cuernos funcionan.
Cuando premian barbaridades teóricas como la premiada legitiman académicamente el despojo y la explotación.
Aunque la parafernalia académica pueda parecer abrumadora, estos señores no están tan lejos de Broda y Melconian. A lo sumo son un poco más sofisticados para formular sus dogmas.
No se dejan engañar, no es ciencia, es teología.

6 comentarios:

iris dijo...

Son unos chantas. Las matemáticas son formales. Sin una base fáctica (de la cual estos economistas carecen, viven en una nube de pedo neoliberal) los cálculos se hacen en el vacío y carecen de validez.

Dormidano dijo...

Iris:
Y la supuesta aplicación práctica que implementó Roth es otra matematización, pero de índole metodológica, lo que es la misma con diferente olor.
Y de hecho el intento es explicar y tratar de manipular lo que no pueden ni describir desde la ortodoxia.
Una desilusión, justo cuando alguien debería estar desmontando punto a punto las imposturas del FMI y la teoría económica que lo avala.

Moscón dijo...

Mermelada por la pavada.
El año pasado el nóbel de la paz de lo llevó el negro obama!!!!!
Mire,me parece que orinamos a un par de años luz del tarro,el dios dinero existe y nosotros lo negamos sistemáticamente.Y mas pior negamos a sus sacerdotes.No aprendemo má.

Anónimo dijo...

Hay una situación interesante con respecto al " Premio del Banco de Suecia en Ciencias Económicas en memoria de Alfred Nobel", que en realidad no es un premio Nobel (me refiero como los otros, medicina entre otros), este fue creado por un banco, y cito "No se dejan engañar, no es ciencia, es teología." es por esta razón misma que fue creado en relación a los premios Nobel, para tratar de dar validez a la economía basada en mercados y tonterías como esta que en la practica es insostenible. Y como dato la Fundación Nobel no califica y evalúa este premio, solo lo da entregando en nombre del banco de Suecia.

Dormidano dijo...

Moscón:
A uno de la dos vueltas a la cabeza la peluca con estas cosas.

Dormidano dijo...

Anónimo:
Si señor.
Y ahí se aclaran varias cosas, como que premia el veneno que está matando al mundo.