miércoles, 19 de diciembre de 2012

¿ORDEN Y PROGRESO?

El otro dìa, debido a una discusión sobre la sofisticación tecnológica que nos invade, me puse a pensar en la palabra "progreso". Y en lo que tiene de engañoso el concepto "progreso" tal como lo postula el paradigma dominante.
Y una cosa trajo la otra y terminé releyendo esta cita de los "Manuscritos 1857-1858" que, creo, resume el asunto. Lamentablemente, por otra parte:
...
“Los progresos de la civilización y el crecimiento de las fuerzas sociales de producción enriquecen al capital, no al obrero y, por lo tanto, lo único que hacen a su vez es acrecentar el poder que aquél tiene sobre el trabajo, aumentando exclusivamente la fuerza productiva del capital. Como el capital es lo opuesto al obrero, este progreso sólo aumenta la potencia objetiva que reina sobre el obrero.”, Karl Marx, “Manuscritos de 1857-1858”
...
Clarito como el agua.

2 comentarios:

Rob K dijo...

Considerar que no sólo el capital y el trabajador son los únicos actores, también está el Estado y su función regulatoria. Y la legislación laboral algo ha "progresado" desde los tiempos de Marx.

Dormidano dijo...

Rob:
Aquì sirve pensar la tòpica marxista que subsiste, a pesar de la Universidad Austral: la infraestructura econòmica y la superestructura política, filosófica, cultural, etc. Pensando, como indicó Althusser que había que sospechar, que la primera determina en última instancia a la segunda. Cuando creemos que hablamos de cosas distintas hablamos de lo mismo. De hecho la cita de Marx incluye también al estado y a las leyes regulatorias.
Si buscamos algo que se parezca a evidencia podría decir que, el análisis de Marx no serviría si la explotación fuera algo del pasado.