domingo, 21 de agosto de 2016

UN TROPEZON NO ES CAIDA, DOS, QUIÉN SABE...

No aprenden ni aprenderán. Son sociópatas que manejan el país como si fuera una empresa a favor de las empresas a las que les interesa el país. Y como no aprenden, habrá que enseñarles. 
Por ejemplo el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, que ahora quiere un tarifazo en los peajes: incrementar las rutas aranceladas y dolarizar el costo del peaje. El aumento sería del 200 %. 
En serio ¿no entendieron nada? ¿Cuánto piensan que los vamos a soportar?
...
...
Las actuales circunstancias han dejado algo muy claro: no va a alcanzar con ganarles una elección. Se ha demostrado que sirvió, pero faltó y mucho. Más que nada hacer todo lo necesario para que esta oligarquía retrógrada, parasitaria y reaccionaria cumpla la ley. Ahora han trastocado el orden constitucional para consolidar un dispositivo de corrupción amparado por un esquema legal. Habrá que desarmarlo y además, y de una vez por todas, desarticular los oligopolios que han conformado para esquilmar al país. Discutir la propiedad de la tierra, de los medios de producción, las cadenas de valor, etc. Los temas centrales que estos sociópatas guardan para sí y que sirven para confiscar la riqueza social. Ahora los hemos visto de cuerpo entero, a ellos, a los gerentes, con nombres y apellidos, a las empresas que representan, a los gobiernos que sirven. Está todo más claro echale agua. Necesitamos ser implacables. De otra forma estas amebas volverán una y otra vez.

2 comentarios:

Moscón dijo...

¿Y que hacemos con los come mierdas que aman la humillación recibida de parte de estas alimañas? Mire que son muchos.

Dormidano dijo...

Moscón:
Que de jodan. Igual se van a indignar. Que se indignen con razón.